Envíos GRATIS a partir de 40€ en Península y Baleares. | En Europa y Canarias a partir de 100€
Envíos GRATIS a partir de 40€ en Península y Baleares. | En Europa y Canarias a partir de 100€

¿Cómo calmar el estrés durante las reuniones familiares de Navidad?

Estrés durante las reuniones familiares de Navidad

Además de muchas otras tradiciones, en la cultura española no pueden faltar los encuentros navideños. De hecho, existe una gran presión a nivel social y moral. En otras palabras, es como si estuviésemos obligados a compartir este tiempo con nuestra familia y amigos. La peor parte, es que en muchas ocasiones, las reuniones familiares de Navidad nos causan un gran nivel de estrés y pueden llegar a ser bastante asfixiantes.

Por estos motivos, en esta ocasión queremos contarte cuáles son los factores que incrementan el estrés durante los encuentros navideños, y cómo podrías hacer para reducir la tensión y la ansiedad asociada.

Las reuniones familiares de Navidad y el estrés: principales causas

Para reducir el estrés que nos puede generar una cena familiar durante la temporada navideña, es primordial qué tengas en cuenta qué es lo que origina este sentimiento.

A continuación podrás ver distintas razones por las que te podrías llegar a estresar en Navidad:

Contar con familiares tóxicos

Durante las fiestas de fin de año, es posible que tengas que compartir varias horas con familiares que no te caen bien y resultan difíciles de soportar. Sin embargo, como se ven una vez al año, es posible que tengas que soportar a esa persona crítica y malhumorada durante estas celebraciones.

Sistema inmune decaído

El estrés que cargamos cuando el año ya está por llegar a su fin, puede jugarnos una mala pasada, disminuyendo nuestras defensas. Asimismo, dormir menos, beber más, descuidar tu alimentación, el frío y las lluvias reducen más tu sistema inmunológico. Por consiguiente, cuando asistes a las reuniones familiares, el estrés que has estado experimentando hace que sea más complicado lidiar con tus familiares durante navidad.

Un hogar disfuncional

Muchas familias no aportan la contención, el soporte y la estabilidad que todos anhelarían tener. En estos casos, se forman lazos afectivos que pueden ser dañinos, ya que no nos brindan la seguridad y el apoyo que deberían.

Malos recuerdos de cuando eras más joven

Visitar a tus padres durante la temporada navideña hará que los viejos recuerdos vuelvan a tu mente. En consecuencia, esto podría estresarte si tus recuerdos no son tan agradables. De esta forma podrías estar reflexionando sobre lo que necesitaste y no tuviste. O tal vez sobre alguna experiencia negativa, como perder a alguien que querías mucho.

La monotonía de los encuentros familiares

Para algunas personas, hacer siempre lo mismo de forma repetitiva durante las cenas navideñas puede llegar a ser muy estresante. Ver a las mismas personas, no variar las comidas, y hacer exactamente lo mismo año tras año puede convertirse en algo sumamente tedioso y agotador.

Pensar en los cambios que tu familia ha sufrido

Las reuniones familiares de Navidad pueden resultar bastante difíciles de sobrellevar luego de la pérdida de un ser querido, la partida de uno de tus hijos que se ha ido a vivir bastante lejos o una ruptura amorosa. Cualquiera de estos puntos, genera drásticos cambios que pueden generar bastante estrés y tristeza.

¿Cómo reducir el estrés durante la temporada navideña?

Una de las mejores cosas que puedes hacer para calmar el estrés en esta época del año, es evitar que todo lo que suceda te termine controlando.

Por dar un ejemplo, tal vez tienes compromisos con tu familia, y a pesar de que no te nazca hacer ciertas cosas, terminas haciéndolas año a año. Pero, ¿en verdad debes hacerlas? ¿Por qué hacer cosas que te estresan y no te hacen bien?

Enumera los motivos por los que te involucras en tareas de Navidad que no soportas, y luego anota las razones por las que no tendrías que seguir determinadas tradiciones de Navidad.

Finalmente, para calmar el estrés en las reuniones familiares de Navidad, pregúntate qué sucedería si no cocinas ese postre que detestas, o si no compras regalos más caros de los que puedes pagar… Después de pensarlo bien, seguramente encontrarás cómo cambiar aquello que te estresa y desgasta. De forma adicional, puedes regalar y autoregalarte nuestro Pack Calma Estrés, ideal para ayudarte a sobrellevar las más intensas reuniones familiares de Navidad.

Referencias:

  • Holiday Stress. Anna Greenberg y Jennifer Berktold. 2006.
  • Christmas and Subjective Well-Being: a Research Note. Michael Mutz. 2015.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *